Maverick Viñales y Valentino Rossi, de Monster Energy Yamaha MotoGP, iban en busca de la gloria al comienzo de las 24 vueltas del Gran Premi Monster Energy de Catalunya, intentado posicionarse entre los primeros cinco cuando ambos se vieron involucrados colateralmente en un incidente de carrera.

El equipo Monster Energy Yamaha MotoGP ha tenido la mala suerte de ver a ambos retirarse de una prometedora quinta y tercera posición respectivamente en el Circuit de Barcelona-Catalunya debido a una colisión entre varios pilotos. Los compañeros no resultaron heridos, pero el incidente puso fin a la prueba de Catalunya con un doble resultado NC.

Tras la penalización de ayer por la Dirección de Carrera, Viñales tuvo que partir desde el P6. Mencionando que lo usaría como motivación extra, y así lo hizo. El héroe local tuvo una salida brillante, llegando a la primera curva en la sexta posición, pero astutamente ascendió a la cuarta posición al mover su moto a la izquierda y a la derecha en las curvas 2 y 3.

Maverick Viñales hizo una agresiva primera vuelta para cruzar la línea de meta en segundo lugar, pero tuvo que dejar pasar a Marc Márquez en la salida de la segunda vuelta. El piloto de Yamaha quería contraatacar pero su carrera terminó prematuramente cuando fue sacado por una de las motos involucradas en una colisión de otros dos pilotos en la curva 10.

Viñales pasa del octavo al undécimo lugar en el ranking, con un margen de 100 puntos de la cima. Yamaha es ahora tercero en la clasificación de constructores, ganando un puesto, mientras que Monster Energy Yamaha MotoGP pierde una posición hasta la cuarta en la clasificación por equipos. El equipo volverá mañana al Circuit de Barcelona-Catalunya para realizar un test IRTA de un día de duración, preparándose para la prueba Motul TT Assen que se celebrará en Holanda dentro de dos semanas.

MAVERICK VIÑALES

«En realidad, vi a alguien que venía muy rápido por dentro, y traté de moverme con la moto para evitar un choque. Dovi estaba delante de mí y pensé que sólo se iban a estrellar, pero desafortunadamente tocaron mi neumático trasero y salté. No pude evitarlo y estoy realmente decepcionado, pero por otro lado estoy muy contento. Hemos hecho una buena salida y hemos hecho unas buenas primeras vueltas. Hemos preparado muy bien la moto con el depósito lleno, así que el método que hemos probado este fin de semana no es tan malo, está funcionando. Vamos a intentar reproducir nuestro trabajo en Assen y ver si conseguimos el mismo resultado, porque vimos en la primera vuelta que podía llegar al frente y empujar, y eso fue lo más importante para mí. ¿Quién sabe qué habría pasado si hubiera podido seguir a Marc? Pero la moto funcionaba bien y el equipo estaba haciendo un trabajo excelente este fin de semana, así que tenemos que seguir trabajando así».